Las dos últimas semanas no han aportado novedades relevantes a mi visión sobre la situación del mercado. No le sorprenderá a mi lector habitual porque mi enfoque es el de la tendencial de medio plazo. Así, nos mantenemos en una situación de impase, en la que la recaída de referencias como el Dow Jones de Transportes no se ha hecho grave y en la que las pérdidas de la tecnología siguen dentro de un margen que podemos denominar como razonable en términos de lo que los técnicos denominamos un pull-back. Los puritanos usarán el concepto throw-back por producirse de arriba abajo.

Recuperar contraseña
Escribe tu email.
El sistema te enviará una nueva contraseña a tu email.